Riesgos de la mala postura

Es motivo de preocupación para expertos en salud que hoy día tengamos un problema de mala postura. Ya sea el resultado de sentarse todo el día en un escritorio, mirar su teléfono inteligente o descansar en el sofá, la mala postura está afectando a personas de todas las edades.  Es un problema de salud común e importante que puede provocar dolor de cuello, problemas de espalda y otras afecciones graves.


Si bien las afecciones de espalda y cuello encabezan la lista de posibles problemas de postura, existen muchas otras, como un equilibrio deficiente, dolores de cabeza y dificultades para respirar.  Los investigadores también están enfocados en analizar si la postura afecta el estado de ánimo, el sueño, la fatiga y la alineación de la mandíbula.


Problemas relacionados con la mala postura que pueden sorprenderlo:



  • Incontinencia. La mala postura promueve la incontinencia de esfuerzo, cuando gotea un poco de orina si se ríe o tose. El encorvarse aumenta la presión abdominal, lo que ejerce presión sobre la vejiga. La posición también disminuye la capacidad de los músculos del piso pélvico a resistir esa presión.
  • Estreñimiento. La mala postura en un inodoro - encorvado con las rodillas más bajas que las caderas - puede promover el estreñimiento. Esa posición cierra el ano un poco y hace que sea más difícil para los músculos abdominales ayudar a mover las heces.  El estreñimiento se caracteriza por menos de tres deposiciones por semana; heces duras y secas; esforzándose para mover los intestinos; y una sensación de evacuación incompleta.
  • Acidez estomacal y digestión lenta. La postura floja después de una comida puede desencadenar una acidez estomacal causada por el reflujo ácido (cuando el ácido del estómago entra de nuevo en el esófago). El estar encorvado ejerce presión sobre el abdomen, lo que puede forzar al ácido estomacal en la dirección incorrecta.

Recomendaciones:

1.  Para alcanzar la posición neutral de la columna vertebral, ponga los hombros hacia abajo y hacia atrás, que tire de la cabeza hacia atrás y que active los músculos centrales. Trae tu ombligo hacia la columna vertebral, como si estuvieras abrochando unos jeans ajustados. Esto ayudará a activar el músculo transverso del abdomen, que actúa como un corsé alrededor de la columna vertebral.

2.  Use una almohada de soporte lumbar para recordarle que debe sentarse erguido en una silla y cambie su posición cada 30 a 60 minutos. No queremos personas en posturas fijas por muchas horas seguidas.  Esté atento, y una buena postura contribuirá positivamente en muchos aspectos de su salud.

Fuente:  https://www.health.harvard.edu


Comments

Social Media

Canal de youtube siguenos en facebook siguenos en Twitter sígueme en Instagram

Popular posts from this blog

ALÉJATE de las personas tóxicas!

Actividad física recomendada por grupo de edad

Dieta saludable para el corazón se relaciona a mayor volumen cerebral